loader image

Propósitos literarios para este nuevo año

¡Bienvenidas un año más a esta sección y feliz año nuevo! ¿Cómo estáis? Espero que muy bien. Como ya sabéis, yo he estado desaparecida un tiempo (porque descansar a veces también es necesario) y este nuevo año vengo con las pilas muy cargadas, con muchísimas ideas que compartir con vosotras. 

Bueno, antes de nada, quiero felicitaros por haber llegado hasta aquí. Para muchas personas, no habrá sido un año fácil, yo me incluyo en ellas. Para otras, habrá sido un año con muchas cosas bonitas, y yo me alegro mucho si ha sido así para ti. Pero como haya pasado ahora da un poco igual, lo importante es que habéis llegado hasta aquí, día 5 de enero de 2023, y eso significa que habéis resistido a las inclemencias de la vida y lo más importante, que habéis vivido. 

Así que una vez más, enhorabuena y espero que este nuevo año venga cargado de cosas bonitas y de buenas vibras. Y también de luz y fuerza para sobrepasar aquello que nos intente hacer caer. 

Dicho esto, quería empezar el nuevo año (que a mí personalmente me parece un número muy bonito, no sé qué pensáis vosotras) haciendo una lista de propósitos literarios. ¿Qué os parece? Seguro que, si eres de esas personas a las que les encanta leer, cada año intentarás marcarte algún que otro propósito. Y da igual que lo cumplas o no (porque entre nosotras, los propósitos están también para no cumplirlos, no sólo para agobiarnos por cumplirlos), lo importante es que al menos exista una predisposición a querer hacerlos realidad. 

Bueno, antes de nada, quiero dejar claro que esto no es una lista que debamos cumplir sí o sí. Esto es algo que haremos si queremos, y que apartaremos si no tenemos tiempo o, simplemente, no queremos hacerlo. Pero en caso de querer que se haga realidad, también debemos marcarnos objetivos que sepamos que podemos cumplir, y no solamente aquello que deseamos. Debemos ser realistas, así que cógete esta lista si te apetece y hazla a tu manera, modifícala como quieras, cambia lo que no te interese, lo que sientas que no es para ti. Hazlo tuyo. Eso es lo más mágico de todo. 

¡Empezamos!

Propósito número 1: leer más

A priori puede parecer obvio. Siempre hay que intentar leer más. Pero de verdad que si lo incluyo el primero de la lista no es por incluirlo sin más, sino porque conozco a muchísima gente, más de la que me gustaría admitir, que no lee apenas nada. Por no decir nada de nada. Esto, a mi parecer, es una barbaridad. Leer es necesario por muchos motivos: nos mejora la redacción, mejora nuestra comprensión lectora, nos ayuda a no cometer faltas de ortografía (ojo con esto, es importantísimo), desarrolla la parte creativa e imaginativa, nos ayuda a empatizar (ojo con esto también), y un sinfín de cosas más. 

Si estás leyendo esto y eres de esas personas que no leen no pasa nada, pero te recomiendo que leas para mejorar la mente. Trata de sacar un hueco, un ratito en el que en vez de estar con el móvil se lo dediques a un libro o a alguna lectura, del tema que prefieras, no tiene por qué ser novela o ensayo. Tampoco poesía. Puede ser algo sobre tu carrera o sobre un tema que simplemente te interese. Un truco que yo hago para obligarme a leer más es marcarme una hora antes de dormir para dejar el móvil y desconectar de la tecnología. Y no, no es fácil, pero hay que hacerlo si queremos descansar y mejorar nuestras horas de sueño. En ese momento, aprovecho para leer y me obligo a dedicarle mi tiempo al menos a un capítulo (con la posibilidad, claro está, de leer más si me apetece). Pero que sea, como mínimo, un capítulo. He de admitir que cuando más me alejé de la lectura, este truco me ayudó bastante, así que podrías intentarlo. 

Si por el contrario, eres de las que ya lee bastante, pero a las que le gustaría leer más, te recomiendo que te crees el hábito de leer todos los días. El Método Kaizen, basado un poco en lo que he dicho anteriormente, puede ser tu mejor aliado. Este método consiste en marcar objetivos breves y sencillos que te van a ir ayudando a crear el hábito y a ir mejorando tus expectativas. Por supuesto, debes basarlo en tu calidad de lectura o en el número de hojas o capítulos que seas capaz de leer. Esto quiere decir que no serán los mismos objetivos si eres una persona habituada a leer que si no lo eres. 

Propósito número 2: lee lo que te gusta 

Otro propósito que puede parecer obvio, pero que ni de lejos lo es. Hay muchas personas como yo que, por determinados motivos, deben leer todos los días algo que no es por hobbie. Yo con el doctorado tengo miles de lecturas acumuladas, y aunque los temas me interesen, no siempre me apetecen leerlos ya que lo considero más leer por trabajo que por gusto. Si estás en mi misma situación, comprenderás lo que te digo. 

Por ello, también es importante dedicar tiempo a leer para relajarnos y para disfrutar, y no siempre sentir que es por gusto. Yo a lo largo del día leo mucho, porque por lo general me gusta hacerlo, pero cuando leo cosas del doctorado acabo la mayoría de las veces agotada o estresada mentalmente, porque no deja de ser mi trabajo. Por ello, las noches las dedico a leer porque quiero y a leer lo que quiero. 

Si es tu caso, te recomiendo que dediques un espacio de tu tiempo a solamente leer aquello que quieres. Y por supuesto, si no te apetece leer no lo hagas. Algo que hay que tener en cuenta, sobre todo en las personas que dedicamos tantas horas a leer y a estar frente al ordenador, es la salud de nuestra vista. Y os lo digo como persona cegata que soy. Debemos cuidar nuestros ojos, así que si eres de esas personas que estresan su vista leyendo, descansa y cuídala. 

Propósito número 3: escribir más 

Otro de los propósitos para este año tiene más que ver con la creación. En este caso, con dar rienda suelta a nuestra imaginación escribiendo aquello que se nos pase por la cabeza. Da igual si no eres de escribir poesía o narrativa, simplemente escribe. 

¿Cómo? Pues fácil, puedes probar a comenzar un diario, a escribir las cosas que tienes planeadas hacer al día siguiente o a redactar aquellas cosas buenas que te pasaron en el día de hoy. Los estudios de psicología recomiendan hacer esto para mejorar nuestra salud mental, pues escribir reduce la ansiedad, nos motiva y nos ayuda a organizar nuestros días escapando de la sensación de estancamiento y monotonía que, en muchas ocasiones, nos hace sentir asfixiados. 

Por otro lado, si eres una persona a la que le gusta escribir de forma recurrente, pero sientes que estás en un momento de tu vida en el que no le dedicas mucho tiempo a ello, prueba de nuevo a ponerte objetivos pequeños pero que te ayuden a desarrollar más este hobbie o profesión. Por ejemplo, puedes intentar presentarte a concursos, certámenes literarios, presentar artículos, o simplemente ponerte el objetivo de escribir para ti un determinado número de páginas al día, o incluso a la semana, dependiendo de tu capacidad y tu tiempo. 

Propósito número 4: presentarnos a concursos/certámenes

Al hilo del propósito anterior, creo que una buena forma de desarrollar esa faceta nuestra de escritoras es presentándonos a todos aquellos concursos donde podamos presentar algo nuestro. Esto no sólo nos ayudará a escribir más, sino también a ir manejando otros temas, mejorar nuestra forma de redactar y motivarnos más en este bonito trabajo. 

 El problema de este propósito, la mayoría de las veces es la falta de tiempo. Yo misma he dicho que me iba a presentar a muchos concursos a lo largo del 2022 y la realidad es que al final sólo he acabado presentándome a uno. La falta de tiempo y la desmotivación han sido las principales causas, pero hoy me arrepiento de no haberlo hecho. 

Por ello, yo os propongo algo que, probablemente, acabe haciendo yo también: hacer una lista con los concursos de cada mes, leer las bases de la convocatoria, anotar bien las fechas de entrega y valorar (siendo objetivas y realistas) si puedo, o no, presentarme. Creo que al menos el ser conscientes del número de concursos que hay ese mes y de las fechas es un buen comienzo. No significa que nos tengamos que presentar a todos los que haya, pero presentarnos a algunos nos puede ayudar. Y no hablo solo de ganar algún premio o reconocimiento (que ojalá), sino también al proceso de prepararlo todo para enviarlo. 

A continuación, te dejo el enlace a una página que te puede servir de ayuda para enterarte de todas las novedades: Esritores.org

Propósito número 5: leer más autoras

Algo que me propuse el año pasado, y que sí cumplí, fue leer a más autoras. Quizás para vosotras también pueda ser un propósito. Yo lo recomiendo, y también recomiendo investigar sobre sus vidas ya que expandirá un poco nuestro conocimiento y podremos ser más conscientes de la realidad literaria desde una perspectiva de género. Da igual si son autoras conocidas o no, actuales o no tan actuales, hay que leer a más mujeres. Yo personalmente os recomiendo leer a las clásicas, porque ellas han marcado el camino, pero por supuesto también debéis leer a autoras actuales. Si queréis ideas, podéis leer mis anteriores publicaciones porque en casi todas menciono a alguna autora clásica o más actual.

Propósito número 6: apoyar a las pequeñas librerías y dar segundas oportunidades

Esto me parece algo completamente necesario si eres una enamorada de la literatura. Debemos apoyar al pequeño comercio, porque lugares como el Corte Inglés o Amazon ya tienen una buena base económica con la que sostenerse. Las pequeñas librerías, esas que están en las esquinas de aquellas calles escondidas de tu ciudad. A esas hay que apoyar. 

Y, además, hay que dar segundas oportunidades. ¿Quieres leer un libro? Piensa si necesitas que sea nuevo o no. Igual te interesa tenerlo y leerlo solamente y para ello no necesitas un libro nuevo, quizás puedes acercarte a esa librería de segunda mano que está al lado de tu casa y a la que nunca has ido para ver si lo tiene. Y haciendo eso gana todo el mundo. Gana el librero o la librera que lo vende y ganas tú, porque te lo llevas a un precio la mar de asequible. 

Re-Read Librería Lowcost
Re-read es una de esas librerías de segunda mano que enamoran a cualquiera que entre. ¡Encuentra la tuya!

Propósito número 7: regalar libros

 ¿Tienes algún que otro cumpleaños en los próximos meses? ¿Alguna fecha en la que debas organizar un regalo? ¡Regala lecturas! Regalando libros puedes contribuir a muchos de los propósitos que os he señalado en esta publicación: leer más, leer cosas que nos gustan, apoyar a las pequeñas librerías o dar segundas oportunidades. Y si el libro lo acompañas de una libreta y un bolígrafo bonito para que esa persona apunte sus cositas…¡ya contribuyes a todo! 

Propósito número 8: empaparnos de todo aquello que nos inspire

Este propósito quizás esté más encaminado a aquellas personas que crean, aunque si lees en un sitio bonito al que has viajado, por ejemplo, también cultivas tu mente. Si eres de esas personas creativas que se frustran ante un bloqueo, quiero decirte antes de nada que tranquila, no pasa nada y es algo muy común. Pero para tratar ese bloqueo creativo, debemos tratarnos a nosotras mismas. Para ello, es necesario conocer qué nos pasa: puede ser algo más serio o puede ser un bloqueo creativo por falta de referencias. 

Muchas veces no sabemos qué escribir porque nos falta empaparnos de aquellas cosas que nos inspiran y la solución es fácil: disfruta de lo que más te gusta hacer, como viajar, ir al mar, ir al campo, ver series, ver cine, ir a un museo, escuchar música, ver imágenes que nos ayuden a construir algo en nuestra mente.

Todas estas cosas nos inspiran y nos ayudan a relajar la mente y a desarrollar nuestra creatividad. Así que este año, ya lo sabes, haz más de eso que te gusta y menos de eso que te hace sentir bloqueada. No estás perdiendo el tiempo, estás empapándote de cultura e inspiración. Estás cogiendo referencias que te van a ayudar a crear aquello que estás soñando. Pero eso sí, una vez que lo hayas hecho ponte manos a la obra. ¡No lo dejes para mañana!

Te dejo un post que puedes leer y que quizás te ayude en plena etapa de bloqueo creativo: 4 trucos para encontrar inspiración

Y hasta aquí la lista de propósitos para este nuevo año. Yo voy a intentar hacerlo (ya sabéis, sin frustrarme si no lo consigo porque todo requiere de tiempo, constancia y motivación, y son cosas que no siempre tenemos). Repito que es una idea, tú puedes coger aquello que más te guste y modificarlo a tu gusto, ganas, tiempo y necesidades.

Espero que este año 2023 os traiga cosas muy bonitas. Muchas gracias por acompañarnos un año más. ¡Sois las mejores!

¡Un abrazo y hasta la próxima!

Más del autor

Publicaciones relacionadas

¿Qué te gustaría ver en los posts?

¡Cuéntanos!

Últimas publicaciones

Cuando pintar se convierte en una necesidad

¡Buenas tardes artistas! En el artículo de hoy voy a entrevistar a una pintora, pero a diferencia de las que ya hemos visto anteriormente en...

El apoyo a una buena formación

Seguir aprendiendo. No parar de hacerlo. Actualizarse, buscar nuevos métodos, materiales, formas de llevar a cabo actuaciones de conservación… todo está en continua evolución....

Hablemos de diversidad

¡Muy buenas gentecilla! ¡Feliz año nuevo a todos/as! espero que hayáis tenido unas felices fiestas y buena entrada de año, soy de las que piensan...

¿Quieres estar al tanto de nuevas publicaciones?

Se el primero en enterarte de nuevas publicaciones, reviews, noticias y mucho más.

Perdona (∩º-º)⊃━☆゚.*・。゚ No se puede copiar el contenido de la página